Centrifugando…

agosto 30, 2007 at 12:45 am (Aplicaciones a la vida diaria, Cine, Para el espíritu)

 

Centrifugadora. Así es mi mente. Como una centrifugadora, no para de dar vueltas y más vueltas, soltando lo que no sirve, exprimiendo hasta el final. Demos gracias a que de un tiempo a esta parte también es secadora y deja los pensamientos listos para secar por el propio clima. Y aún así, qué difícil es el tiempo de centrifugado, que hago y deshago, y por si acaso, lo vuelvo a hacer de otra manera, que nunca se sabe, como si sirviera de algo.

Me acuerdo de ella, con esa voz calmada : “Lo que tenga que ser, será”, dice. Y yo me lo creo, y me tranquilizo. “Dále al botón de Stop”, acierto a decir. Y ella me entiende y vuelve a susurrarme. “Irreversible”, me recuerda.

“Irreversible
Porque el tiempo lo destruye todo
Porque el hombre es un animal
Porque el deseo de venganza es un impulso natural
Porque la mayoría de crímenes queda sin castigo
Porque la pérdida del amado destruye como un rayo
Porque el amor es el origen de la vida
Porque toda la historia se escribe con esperma y sangre
Porque las premoniciones no modifican el curso de los acontecimientos
Porque el tiempo lo revela todo
Lo mejor y lo peor

Claves secretas, que me ayudan a abrir la vida, Luz que me da luz en mis tinieblas. Irreversible.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: