Antes Muerta Que Sencilla…

junio 16, 2007 at 6:42 pm (Aplicaciones a la vida diaria)

Objetivo: Sandalias Verdes. Con este pensamiento y con ningún otro salí de casa ayer. Y es que no me gusta nada ir de compras (lo siento MiLi, algún tironcillo de orejas me va a caer seguro), así que me pongo un objetivo e intento no despistarme. Posible si voy sóla, imposible yendo acompañada.

¿Cómo se puede tardar tanto en atravesar una maldita calle? ” Uy, mira esto que monooo…”, “Sisi, (sandalias verdes…), “Espera, entremos aquí que necesitas unos “leguins”, “¿Los necesito?”, “Sí”. Pues nada, que parece que los necesito y yo sin saberlo. Así que para agilizar, entro en la tienda y voy derecha a cualquiera que me parezca trabajar allí (difícil de distinguir y de encontrar por cierto). “¿Tenéis “leguins”?”, “Mmm, creo que no quedan”. Me doy media vuelta para comunicarlo a mi acompañante y ya la hemos fastidiado. Desaparecida, missing. Cinco minutos después la encuentro revolviendo entre montones de ropa. “Mira lo que te he encontrado” dice mientras levanta el brazo lleno de ropa en actitud triunfadora. “Hale, pruébatelo”. “Mamá , por favor…mis sandalias verdes…”, “Hija, no seas siesa, mira qué precios…”

Y es que si hay algo que odie más que ir de compras es probarme la ropa. Curiosamente todo me vale (¡Increíble!!), así que unos quince minutos en la cola para pagar, que tampoco voy a desaprovechar el hecho de que TODO  me quede bien.

Salimos y ya fijo el objetivo de nuevo: “Mamá, las sandalias para la boda…”, “Sisi, vamos” me dice mirando a todas las tiendas que no son zapaterías. Respiro hondo, la cojo de la mano y pasamos por todas las zapaterías del centro. Y no están mis sandalias verdes en ninguna de ellas.

Aquí es cuando empiezan los verdaderos problemas. “Si es que mira que eres rara, no sé porqué te has empeñado en que tienen que ser verdes”, “Pues porque sí, ¿o acaso no has visto el vestido?”, “Ya, pero tiene muchos colores, no tienen por qué ser verdes”.

Pues porque sí y punto, pienso, pero no lo digo y vuelvo a respirar.

Total, que perdemos la tarde y la amenaza de mamá abre la caja de Pandora: “A mí no me vuelves a liar, que yo tengo muchas cosas que hacer…”

“¿YOOOOO???, pero si has sido tú que te has empeñado en acompañarme!!!”

Claro que como esta conversación ya la hemos mantenido unas cincuenta mil veces me lo tomo como el ritual necesario de : “Lo hago por ti”, y dejo correr un tupido velo.

El caso es que vuelvo muerta, llena de cosas que no necesito y sin mis sandalias verdes. Y es que si son verdes, son verdes.

2 comentarios

  1. MiLi said,

    Me encanta verme en el link de un post cuyo título es: Antes muerta que sencilla! jajjaa, merci amoor! Y si tienen que ser verdes, pues tienen que serlo, yo te entiendo!! Y sí, tener leggins hoy en día es una necesidad! Besitos!

  2. sunshineone said,

    Jajaja, me esperaba más regañina guapa. Y me acabo de dar cuenta de que he escrito mal “leggins” en todo el post…;)
    Menos mal que me comprendes…Ya te avisaré cuando las encuentre (porque las tengo que encontrar!)😛
    Besitos!!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: